Reserva una llamada

Tu primera contratación (para delegar tareas recurrentes)

blog productividad trello Jun 03, 2021
Tu primera contratación (para delegar tareas recurrentes)

A medida que progresas en tu trabajo, te será inevitable pasar a la zona de contratación de personal. ¿Qué quiere decir esto? Qué si tus metas son lo suficientemente altas para obtener ingresos muy prósperos, desearás potenciarlos con la ayuda de ciertos aliados. Generarás empleo y flexibilizarás tu vida. 

Los grandes empresarios, esos que tienen compañías que facturan cientos de miles de euros, en algún momento de sus vidas tuvieron que tomar esta decisión. Es la solución más inteligente para mantener tu acción en el mercado y conquistar nuevas metas. Pero realizar esto, es un proceso que debe decidirse a su tiempo. 

En tú caso, que estás desarrollando una marca personal, en materia de logística siempre es prudente contar con un empleado que te colabore con tus tareas. Construir una marca, posicionarte en un mercado y catapultar tu acción en un sector, exige casi siempre de un trabajo conjunto de varias personas. 

¿Cuándo debes advertir que debes contratar a una persona? 

Existe un momento clave que te ayuda a decidirte por contratar a alguien. Eso ocurre cuando sencillamente sientes que tu tiempo no puede dar cobertura a todas las tareas que deseas cumplir. Pero así mismo, entiendes que tienes suficientes ingresos para contratar a una persona.

Ese dinero lo identificas cuando tu solvencia económica es lo suficientemente amplia para pagar tus facturas y mantener tu estilo de vida. El dinero sobrante, el dinero que está a tu favor como un ahorro, debes considerarlo como un capital de contratación que flexibilizará tu vida. 

En un momento determinado pensarás que deberías mantener ese dinero a tu favor, a manera de lo que sería un ahorro para cualquier emergencia. Lo cierto es que en realidad ese es un capital de inversión. Y esa inversión se verá reflejada en una persona que te ayudará a rentabilizar tu tiempo.

De modo que si realizas la contratación de la persona adecuada, obtendrás una tasa de retorno. Es decir, esa inversión se traducirá en mayores ingresos. Se trata de una inversión tan sensata cuando realizas compra de tecnología, software y herramientas que te ayuden a gestionar tu tiempo.

El tipo de contratación

Es importante tener presente el tipo de contratación que vas a realizar. ¿Qué es lo que más te conviene? ¿Un empleado o un contratista? El contratista es una persona que te ofrece sus servicios sin estar vinculado directamente a la empresa. El empleado entra directamente dentro de tu nomina de trabajo. 

¿Qué decisión tomar entonces? Todo depende de tu solvencia económica y el modo en que quieras darle infraestructura a tu modelo de negocio. Generalmente, los emprendedores optan por el concepto de contratista, ya que esto significa un ahorro en materia del pago de salarios y servicios sociales como salud y/o pensión.

También debes considerar lo que representa el alcance del trabajo que te brindará esa persona. Por ejemplo, si se trata de un asunto ocasional, limitada a ciertos servicios, lo mejor es optar por un contratista. Imagina por ejemplo lo que sería contratar a un escritor a cargo de redactar el contenido de tus temas.

Las tareas que son específicas no te exigen vincular al empleado, en tanto no asumirá una responsabilidad mayor. Ten en cuenta que a un empleado, tendrías que pagarle de acuerdo al salario básico de tu país. En cambio a los contratistas, puedes pagarles solo por servicios en concreto. 

Un asistente personal  

Generalmente, la llegada del asistente personal a tu vida acontece cuando ya tienes despejados varios frentes de trabajo. Es decir, cuando realmente necesitas que alguien te ayude a gestionar tu tiempo, tomando decisiones más acertadas. En ese caso delegas a alguien para que te haga resúmenes claros de la gestión de varios contratistas. 

Sin embargo, la presencia del asistente personal también puede ocurrir desde antes de acceder a los contratistas. En dicho caso, tu asistente personal se hará cargo de estar al tanto de tu agenda, permitiendo que tengas más en claro sobre en qué debes centrarte. 

El asistente te ayudará a manejar tu agenda para que asumas con mayor responsabilidad tu actividad diaria. Generalmente, este aliado, cuya labor es similar a la de una secretaria, se convertirá en un cómplice que te motivará a estar enfocado en otras metas, realizando tareas pequeñas que te darán mayor tiempo para ti.

Aprende técnicas Avanzadas de Kajabi

Más información

Adquiere GRATIS Tu Mapa de acción rápida en Trello!

Adquiere el ebook donde comparto contigo como puedes utilizar Trello para organizar tu negocio.

We hate SPAM. We will never sell your information, for any reason.